Connect with us

Cine & Tv

6to. Festival de Cine Alemán en la Sala Cabrujas

El público caraqueño podrá disfrutar de esta muestra de cine alemán del 9 al 19 de agosto

Compartir:
Tendency Book

Published

on

Lo mejor de la cinematografía alemana actual llegará a la Sala Cabrujas de Los Palos Grandes, con una muestra del 6to. Festival de Cine Alemán 2018, que ofrecerán el Goethe-Institut y Cultura Chacao del 9 al 11 y del 16 al 19 de agosto, en horario jueves y viernes a las 5:00 p.m., sábados y domingo a las 4:00 p.m., con entrada libre.

La muestra se iniciará el jueves 9 de agosto con la película “24 semanas” de Anne Zohra Berrached, sobre una exitosa humorista que a las 24 semanas de su segundo embarazo debe tomar una decisión al enterarse que el hijo que espera tiene Síndrome de Down y presenta una anomalía cardíaca grave.

El viernes 10 de agosto podrá verse “Kaddisch para un amigo”, una cinta de Leo Khasin que cuenta la historia de Ali, un chico que se muda a Kreuzberg junto a su familia desde un campo de refugiados, y para intentar encajar con los demás chicos del barrio participa en el destrozo del apartamento de su vecino, poniendo en peligro su estadía en el país.

El sábado 11 de agosto será el turno de “El expediente Bauer”, un filme de Stephan Wagner en torno a la conocida travesía del famoso fiscal general alemán Fritz  Bauer, quien se empeñó en saldar las cuentas de toda una nación después de la Segunda Guerra Mundial para dar paso a una verdadera democracia.

El jueves 16 de agosto será proyectada la película “Recuerdos desde Fukushima” de Doris Dörrie, sobre la vida de una mujer que decide viajar a las ruinas de Fukushima, donde encuentra un inesperado refugio junto a la última geisha de la ciudad; y el viernes 17 de agosto se exhibirá la comedia “Coconut Hero”, de Florian Cossen, acerca de un joven de 16 años cuyo deseo más grande es morir, y luego de la decepción de sobrevivir a un intento de suicidio, se entera que tiene un tumor cerebral.

El sábado 18 de agosto continuarán las proyecciones con “Un bello horizonte”, de Stefan Jäger, película que muestra el encuentro de un funcionario suizo de fútbol con la historia de un joven huérfano etíope que sueña con ser futbolista; y el domingo 19 de agosto cerrará la programación conla cinta “Casa sin techo”, de Soleen Yusef, en la que se narra cómo tres hermanos marcados por el conflicto kurdo se unen para cumplir el último deseo de su madre.

El público podrá disfrutar de esta muestra del 6to. Festival de Cine Alemán 2018, los días 9, 10, 11, 16, 17, 18 y 19 de agosto en la Sala Cabrujas de Cultura Chacao, ubicada en la 3era. avenida de los Palos Grandes. El horario es los jueves y viernes a las 5:00 p.m., y los sábados y el domingo a las 4:00 p.m. La entrada es gratis.

Mayor información puede ser solicitada por la página web: cultura.chacao.gob.ve, a través de la cuenta de Twitter: @culturachacao Facebook: culturachacao.org Instagram: culturachacao


TendencyBook te recomienda leer “Quizás Roma triunfe en Venecia“.

Compartir:

Cine & Tv

Edgar Ramírez: Un Orgullo en Cinco Idiomas

Un merecido reconocimiento a este gran actor venezolano

Compartir:
Moraima Blanco

Published

on

Edgar Ramírez

Independientemente de lo fanático que sea o no de Edgar Ramírez, cada venezolano debería sentirse orgulloso y agradecido por la distinción a nuestro País que constituye, a nivel mundial, su destacadísima ubicación actual como actor, además de la posición solidaria, responsable, seria y amorosa que nuestro ‘embajador artístico’ políglota ha asumido ante el mundo frente a la muy delicada situación actual de Venezuela, su tierra natal, la cual -hablemos de política o no-, resulta imposible de tapar con un ‘silencioso’ dedo… pues, aun cuando Edgar habla fluidamente cuatro (4) idiomas además de su Español originario (y ha actuado frente a la Cámara en tres de ellos), insiste siempre en destacar y ponderar sus raíces y asumir -aún a distancia- todas las responsabilidades posibles en relación a la vida de su País, siendo parte activa de ella a través de sus opiniones y actitudes públicas y el cumplimiento, incluso, de ciertos deberes cívicos, como el ejercicio del voto.

Edgar Ramírez

Sería una omisión injusta de mi parte dejar de dedicar esta Columna en estos momentos a alguien que, luego de haber obtenido en Francia el ‘Premio Cesar’ (suerte de ‘Oscar’ francés) como ‘Actor Revelación del Año’, en 2011 (por su protagonización del film ‘Carlos’, dirigido por Olivier Assayas), habiendo sido designado integrante del Jurado que otorga anualmente en Estados Unidos uno de los galardones cinematográficos de mayor prestigio (el ‘Screen Actor’s Guild Award’, adjudicado por los miembros del Sindicato de Actores de Hollywood a sus colegas), siendo a la vez nominado al mismo por su trabajo en la Serie televisiva de igual nombre, basada en la película de Assayas y también bajo su dirección, por el cual también fue candidato a los ‘Golden Globes’ ese año… y habiendo pertenecido al elenco de más de veinte películas, muy recientemente ha obtenido una segunda nominación a los Premios ‘Emmy’, otorgados cada año en los Estados Unidos a lo mejor de la Televisión (a entregarse esta vez el 17 de septiembre 2018), como ‘Mejor Actor Secundario o De Reparto en Miniserie o T.V. Movie’, gracias a su actuación en la Serie ‘El Asesinato de Gianni Versace’ (logró la primera en 2011, por su trabajo en ‘Carlos’)… además de pertenecer al reparto de la película ‘La Quietud’, del director argentino Pablo Trapero, ganador del ‘León de Plata’ a la Mejor Dirección en el ‘Festival de Venecia’ 2015, la cual será exhibida oficialmente, fuera de concurso, en la Edición N0. 75 de ese mismo Certamen, que se celebrará entre el 28 de agosto y el 09 de septiembre 2018.

Razones sobran para que el contenido de esta ‘TendencyMovies’ que escribo hoy, esté referido a Edgar Ramírez; entre ellas -obviamente- su participación en un número considerable de películas, filmadas por él en diferentes idiomas; unas bajo las órdenes de muy respetados directores; otras, junto a muy afamados actores… Me resulta imprescindible mencionar algunos de sus trabajos. Por ejemplo: ‘Domino ’(Tom Scott, 2005), cinta que le llevó a Hollywood… ‘Cyrano Fernández’, (dirigida por el venezolano Alberto Arvelo en 2007), estrenada en el Festival de Cine del ‘American Film Institute’… ‘The Bourne Ultimatum’ (Paul Greengrass, 2007), junto a Matt Damon… ‘Vantage Point’ (Pete Travis, 2008), junto a Sigourney Weaver, Dennis Quaid, Forest Whitaker, William Hurt, Mathhew Fox y el español Eduardo Noriega… ‘Carlos’ (Olivier Assayas, 2010), como el famoso terrorista venezolano Carlos Ilich Ramírez, ‘El Chacal’, trabajo por el cual -tanto en su versión cinematográfica como en la televisiva-, además de obtener el Premio y las nominaciones que ya he mencionado, fue nominado también al ‘Premio Lumiere de la Crítica Internacional’ (Francia) y al del ‘Círculo de Críticos’ de Londres …‘Zero Dark Thirty’, de la directora Kathryn Bigelow, única mujer hasta ahora ganadora del Oscar en su Categoría, filmada en Nueva Delhi y estrenada en Diciembre de 2012… ‘Wrath of the Titans’ (Jonathan Liebesman, 2011-2012), en la cual actuó junto a Liam Neesom, Ralph Fiennes y Sam Worthington e interpretó a Ares, Dios de la guerra… ‘A Coeur Ouvert‘- ‘A Corazón Abierto’ (Marion Laine, 2012), junto a la actriz francesa Juliette Binoche… ‘Libertador’ (Alberto Arvelo, 2013), interpretando al personaje central (Simón Bolívar) y actuando en español, inglés y francés; estrenada mundialmente en el ‘Toronto Internacional Film Festival’ 2013… ‘Deliver Us Devil’-‘Líbranos del Mal’ (Scott Derrickson, 2014), junto a Eric Banna… ‘Joy’ (David O. Rusell, 2015), junto a Jennifer Lawrence… ‘Point Break’ (Ericson Core, 2015… Remake de ‘Point Break’)… ‘Hands of Stone’ (filmada en Panamá y dirigida por el venezolano Jonathan Jakubowicz, 2016), interpretando al boxeador panameño Roberto Mano’e Piedra Durán, junto a Robert De Niro, Ellen Barkin, Rubén Blades y ‘Usher’ Raymond… ‘The Girl on the Train’ (Tate Taylor, 2016), junto a Emily Blunt… y, pendientes de estreno, ‘La Quietud’ (Pablo Trapero, 2018), este mismo mes… y ‘Jungle Cruise’ (junto a Emily Blunt y Dwayne Johnson) en 2019.

Merece reconocimiento este actor nuestro, cuyo idioma nativo es el Español y cuyo talento puede fácilmente hacernos sentir orgullosos -además- en Inglés, Francés, Italiano y Alemán.

Compartir:
Continuar Leyendo

Cine & Tv

“MEGALODÓN” llega a los cines desde lo más profundo del mar

Un sumergible es atacado por una enorme criatura

Compartir:
Tendency Book

Published

on

Megalodón

Jason Statham (“Spy”, “Furious 7”, “The Expendables” films) y Li Bingbing (“Transformers: Age of Extinction”, “Forbidden Kingdom”, “The Message”), actriz china ganadora del Oscar, estelarizan “MEGALODÓN”, emocionante cinta de suspenso repleta de acción dirigida por Jon Turteltaub (películas “National Treasure”, “Last Vegas”).

Un sumergible de aguas profundas —parte de un programa de observación submarina— es atacado por una criatura enorme que se creía ya extinta, y ahora permanece desactivado en la zanja más profunda del Océano Pacífico… con su tripulación adentro. El tiempo se les acaba, por lo que un visionario oceanógrafo chino (Winston Chao) llama a Jonas Taylor (Jason Statham) –un buzo experto en rescate de aguas profundas– en contra de la voluntad de su hija Suyin (Li Bingbing), para salvar a la tripulación —y al océano mismo— de esta amenaza imparable: un tiburón prehistórico de 23 metros de longitud conocido como Megalodonte.

Lo que nadie imaginaba es que, años antes, Taylor ya se había topado con esta terrorífica criatura. Ahora, en equipo con Suyin, deberá confrontar sus miedos y arriesgar su propia vida para salvar a todos los que están atrapados abajo… y eso lo llevará a enfrentar una vez más al más grande y formidable depredador de todos los tiempos.

Para redondear el internacional elenco principal en “MEGALODÓN” están Rainn Wilson (serie televisiva “The Office”, “Super”), Ruby Rose (“xXx: Return of Xander Cage”, serie televisiva “Orange is the New Black”), Winston Chao (“Skiptrace”, “Kabali”), Page Kennedy (serie televisiva “Rush Hour”), Jessica McNamee (“The Vow”, serie televisiva “Sirens”), Ólafur Darri Ólafsson (“The BFG”, serie televisiva “The Missing”), Robert Taylor (“Focus”, serie televisiva “Longmire”), el neozelandés Cliff Curtis (“The Dark Horse”, “Risen”, serie televisiva “Fear the Walking Dead”), Sophia Shuya Cai (“Somewhere Only We Know”) y Masi Oka (series televisivas “Hawaii Five-0”, “Heroes”).

Turteltaub dirigió la película a partir del guión de Dean Georgaris y Jon Hoeber & Erich Hoeber, basado en la exitosa novela del New York Times escrita por Steve Alten. Lorenzo di Bonaventura (cintas de “Transformers”), Belle Avery (“Before the Devil Knows You’re Dead”) y Colin Wilson (“Suicide Squad”, “Avatar”) son los productores, con Gerald R. Molen, Randy Greenberg, Wayne Wei Jiang y Barrie Osborne como productores ejecutivos.

El equipo detrás de las cámaras de Turteltaub incluye a Tom Stern (“Changeling”, “Sully”, “Francotirador”, “Los Juegos del Hambre”), director de fotografía nominado al Oscar, Grant Major (“El Señor de los Anillos: el regreso del rey”, “X-Men–Apocalypse”), diseñador de producción ganador del Oscar, Steven Kemper (“Salt”, “Misión Imposible II”, “Face/Off”), editor, y Amanda Neale (“Truth”, “Pete’s Dragon”, “What We Do in the Shadows”), diseñadora de vestuario.

El rodaje de “MEGALODÓN” se realizó en locaciones de China y Nueva Zelandia.

Warner Bros. Pictures y Gravity Pictures presentan “MEGALODÓN”, una producción de di Bonaventura Pictures, Apelles Entertainment, Maeday Productions, Inc. y Flagship Entertainment, en asociación con Beijing Digital Impression (BDI) Film, Inc.

Compartir:
Continuar Leyendo

Cine & Tv

¿Es la filosofía un saber inútil?

“Cuestionen todo, háganse preguntas, generen debate”.

Compartir:
Antonio Vasco

Published

on

Merlí es el nombre de la serie hablada en catalán, de tres temporadas y 40 episodios que se estrenó en la Televisora de Cataluña (TV3) en septiembre de 2015, y posteriormente dio el salto a la plataforma Netflix, a finales de 2016, alcanzado un éxito incuestionable en muchas partes del mundo. Lamentablemente por ahora no hay noticias de una cuarta temporada.

La serie nos habla de los esfuerzos de un profesor de bachillerato en enseñar el pensamiento libre, del mundo de la enseñanza de la filosofía a los adolescentes, una materia que aparenta no servir para nada y que no ofrece una demanda clara en el mercado laboral.

La serie vincula la filosofía a cuestiones de actualidad, que no sólo afecta a algunos estudiantes sino a toda la sociedad y explora cómo la filosofía, y en general todas las materias humanistas, deben reinventarse ya que están muy desprestigiadas en nuestros días. Hay que replantearse esa tradición que existe de formar alumnos solamente bajo las asignaturas científicas y técnicas, ya que su finalidad en la sociedad es y será nada más que el ciclo de producir, vender y producir otra vez.

Esto quizás sucede porque la filosofía es considerada una asignatura incómoda para los alumnos, pues los obliga a reflexionar, a criticar y a analizar por ellos mismos. A tener un espíritu crítico y un criterio propio que permita cuestionar todo lo que les venden. Más que dar respuestas, los pone a hacerse preguntas, a ser activos, no pasivos, a ser sujetos pensantes que se cuestionen todo. Eso en la sociedad capitalista actual es cada vez más incómodo: no interesa que la gente piense demasiado.

Su protagonista, Merlí Bergerón (interpretado por el actor catalán Francesc Orellá) es un profesor de filosofía, un cincuentón provocador, diferente, crítico, algo bohemio, irónico, rebelde y contestatario, con muchas virtudes y defectos. Bergerón está muy lejos de ser un personaje políticamente correcto, pero si está muy cerca de sus alumnos a los cuales seduce y encanta. Su palabra se convierte en una magia capaz de transmitir el entusiasmo innato por la filosofía (que puede estar dormido en la mayoría de los adolescentes) y la necesidad filosófica de preguntarse el propósito de la vida y cuál es el sentido de todo lo que nos rodea. El personaje principal no se parece en nada al de Robin Williams en la película “La Sociedad de los Poetas Muertos”. Su personaje puede caer antipático, es arrogante, complicado y egoísta, pero a la vez es un maestro que sabe transmitir sus conocimientos, la pasión por aprender y el deseo de vivir.

Él los invita a revisar lo que aparentemente es incuestionable, como por ejemplo, la relación entre una sobreprotectora madre soltera y su hijo; la sexualidad libre; la decisión de un padre sobre su hijo a seguir su misma carrera; la falta de recursos económicos en una familia que obliga a un hijo a dejar de estudiar para salir a trabajar; la homosexualidad; el bullying; el miedo al “qué dirán”; el desempleo; el miedo de un adolescente sin padre a enfrentarse al mundo; a la muerte de los mayores, entre otros. Estos temas, bastante actuales, son tratados con desparpajo, naturalidad, sin prejuicios, planteando siempre la posibilidad impostergable de cuestionarnos sobre la manera en que algunos profesores tradicionalmente tratan de preparar a los alumnos de una forma inútil para enfrentar un mundo que los rodea, un mundo que cambia vertiginosamente.

Dice Merlí: “Cuestionen todo, háganse preguntas, generen debate”.

La realidad, pienso yo, es que estamos bastante adormitados. Todo el tiempo se nos habla de ser críticos, de la necesidad de opinar, sobre todo, incluso sin tener conocimientos, pero, ¿nos cuestionamos las ideas que se dan por ciertas? ¿Tenemos el valor de preguntarnos qué estamos haciendo para formar a las nuevas generaciones? ¿Cómo se plantea hoy la relación entre los profesores y los alumnos o los padres y los hijos? ¿La actualidad es lo que importa o necesitamos educarnos con otra profundidad que nos permita sostenernos en el tiempo? Habilidades, competencia, rendimiento, ser el mejor, son palabras que gobiernan la educación de hoy en día. La serie muestra una manera creativa de romper las reglas, pero sin perder “el amor”, al contrario, lo coloca como centro de la vida, del todo.

Merlí llama sus alumnos de bachillerato “Los peripatéticos“, como se llamaban los discípulos de Aristóteles. Ellos viven lo bueno y lo malo de la adolescencia: el despertar al amor, las fiestas desenfrenadas, el sexo y las drogas, la individualidad, la amistad, las traiciones, el estudio, la familia, la incertidumbre sobre lo que deparará el futuro y el no tenerle miedo a nada. Los invita a plantearse todo, porque la filosofía es así y está en todo.

Cada capítulo plantea la pregunta de un filósofo: Platón y su idea del amor; Maquiavelo, quien consideraba que el poder del estado está por encima de todo; Schopenhauer, quien cuestiona al hombre por ser capaz de hacer daño y corromperse; Hegel y el concepto de la relación amo y esclavo; Nietzsche y la muerte de Dios; Aristóteles, y la felicidad como una actividad, una finalidad y no como un estado; Foucault, que cuestiona qué es lo normal o lo anormal en cada sociedad.

Como serie escolar, tampoco estamos ante la típica serie de colegio en la que los guionistas buscan llamar la atención con sucesos espectaculares. Los problemas de los muchachos son actuales y están resueltos sin esa “cursi moral” ni exceso de dramatismo. La corrección política no estropea su veracidad. Se plantea la evolución del sistema educativo, el cual debe cambiar en el contenido y en las formas. Los profesores tienen que esforzarse en enseñar sus asignaturas de una forma más estimulante, más creativa y más motivadora para los alumnos.

Estamos en un ciclo de retroceso en el mundo, y esto lo que hace es excitar las ideas primarias como la xenofobia, el racismo y el sentirse superior al otro. Hay que combatirlo y hacerlo con filosofía, con una educación integral y humanística. Estamos cada día más ocupados en tener y no en ser, en consumir y no crear, y las consecuencias se están viendo: una crisis inmensa de valores.

Héctor Lozano, el creador de la serie, dice haberla escrito porque le hubiera gustado verla en su adolescencia: “Quería que fuera una serie que me hiciera pensar y me divirtiera al mismo tiempo, que me ayudara a tomar decisiones, que me hiciera poner en duda algunas cosas, que me ayudara a no sentirme distinto o, al contrario, a valorar la diferencia”.

Todos los actores, tanto los adultos como los jóvenes, están estupendos, naturales, cercanos, perfectamente retratados, creando un ambiente tan real, rara vez conseguido cuando se trata de reflejar el mundo de la educación. Si a esto le sumamos una interesante banda sonora (el tema central es de Rimski-Korsakov) la perfecta escritura de los diálogos y tramas (el hecho de hacer en cada capítulo un filósofo y a partir de las reflexiones de estos pensadores trabajar un tema concreto), combinar humor con temas más serios y dramáticos, hacen que se garantice el éxito absoluto, demostrando además, que no es imprescindible recurrir a las típicas fórmulas de siempre para llegar al público y que cuando los medios de comunicación no intentan adoctrinar, son mucho más eficaces.

Entonces, ¿es la filosofía un saber inútil? Definitivamente no. Después de que veamos Merlí, entenderemos mejor los conocimientos filosóficos que nos ayuden a reflexionar sobre la vida, poner patas arriba todo lo que damos por sentado, prepararnos para asumir las contradicciones, afrontar las adversidades y reírnos de ellas.

“Que las cosas sean de una manera no quiere decir que no se puedan cambiar”, decía Merlí Bergerón.

 Esto es una forma de volver a la esencia. ¡Tal vez llegó el momento de empezar a hacerlo!.

Compartir:
Continuar Leyendo
A %d blogueros les gusta esto: