Canadian Tuxedo: La historia detrás de la tendencia

Canadian Tuxedo

Pocas tendencias resultan tan glamorosas como prácticas como es el caso de Canadian Tuxedo. Celebridades como Gigi Hadid o Alexa Chung la incorporaron a su día a día, aunque no resulta extraño ver looks completos de jean también en las alfombras rojas y pasarelas del mundo. ¿Pero de dónde viene?

El Canadian Tuxedo nace en 1951 en Estados Unidos  cuando al cantante Bing Cosby casi le prohíben la entrada a un lujoso hotel en Vancouver porque iba completamente vestido de denim. Al regresar a casa y contar la historia a sus amigos, estos deciden contactar con Levi Strauss que se encargó de diseñar un auténtico traje de esmoquin de denim en el que en el interior de la chaqueta contenía un mensaje para el personal del hotel. De esta manera el uso del «denim on denim» se convirtió en un sello Americano como la pie de manzana o el Tío Sam.

Antiguamente el uso de doble denim era exclusivo de la clase trabajadora; sin embargo, junto a otros tejidos han logrado el reconocimiento en el mainstream actual. Y es que su historia se vincula a la inmigración, al deseo de subir de escala social y a los derechos civiles.

Si pensamos en marcas como Levi’s o Calvin Klein las asociamos con jeans y con cultura norteamericana y a la cultura norteamericana la asociamos a su vez con el sueño Americano profundamente ligado a la inmigración. Y es que el mismo Levi Strauss era inmigrante al igual que el sastre judío que inventó el denim resistente de remaches en 1871 utilizados como monos para trabajadores.

Si bien es cierto que los métodos de trabajo hayan cambiado de 1871 hasta ahora, las prendas de mezclilla no han sufrido un gran cambio en sí mismo. Por ejemplo, durante la Segunda Guerra Mundial los trabajadores de fábricas utilizaban sus camisas «vaqueras» dentro de sus Levi’s 501 solo que estos sin remaches para reducir el uso de materiales en épocas tan difíciles.

En 1956 empezaron a llevarse los pantalones y camisas de denim como símbolo de la rebelión, los greasers combinaban sus Canadian Tuxedo con chaquetas de cuero, creando un nuevo movimiento en la juventud.

Para los años 60 el denim es vinculado a los movimientos civiles y a la contra cultura. Los protestantes contra la Guerra implantaron lo que hoy se abrevia DIY (do it yourself) con eslóganes políticos. Un hecho curioso fue que Martin Luther King Jr siempre usaba trajes de chaquetas pero cuando lo arrestan en 1963 utilizaba denim de pies a la cabeza.

Usualmente las mujeres que salían a manifestar utilizaban sus ropas de domingo pero decidieron ir cambiándolas a denim de pies a cabeza porque era el único tejido capaz de resistir cuando las cosas se ponían violentas.

El diseñador belga Raf Simons ganador del premio CFDA al mejor diseñador de ropa femenina es el director creativo de la marca Calvin Klein quien incluyó en su más reciente campaña #MyCalvins monos vaqueros y una manta cuidadosamente seleccionado. Simons dijo para una entrevista: “El concepto evolucionado de #MYCALVINS sitúa a la familia en el centro, es una muestra de unidad entre individuos fuertes, enfatizada todavía más por el simbolismo del quilt tradicional norteamericano».

Lo que nos va quedando en claro es que hoy por hoy el Canadian Tuxedo no solo es una tendencia para lucir bien y estar cómodos, es un sinónimo de respeto a las clases trabajadoras, es símbolo de juventud y del ingenio de los inmigrantes. Por eso no es de extrañar que a lo largo de los años, el denim se haya versionado en miles de formas desde los rotos y desgastados hasta las combinaciones estrambóticas oversize pero siempre conservando su esencia.

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!