La historia del denim

denim

Para muchos, sus jeans son los mejores amigos que puedan tener, usarlos te permite sentirte cómodo, te dan versatilidad y además son la prenda más resistente del mundo, por lo que no es de extrañar que el denim sea compañero de aventuras en tus viajes. Por eso, dedicamos este artículo a conocer su historia.

El denim también conocido como jean o mezclilla tiene sus orígenes en el siglo XVII en la ciudad de Nimes en Francia; pronto alcanzó la fama entre mercaderes europeos quienes lo bautizaron como denim. Fue empleado para hacer toldos, lonas e incluso velas de barco por ser resistente y duradero ante tempestades, viento y lluvia. ¿Pero cómo llega a ser una prenda?

Gracias al alemán Levi Strauss en 1853 durante la fiebre del oro. Este caballero decidió instalarse en San Francisco para abrir un local para venderle tiendas de campaña a los mineros, es ahí cuando descubre que estos preferirían dormir a la intemperie si pudiesen conseguir pantalones resistentes al trabajo y al peso que cargaban en sus bolsillos al depositar las pepitas que recolectaban.

Con esto en mente Strauss crea un overol marrón de denim de las capas. Entre sus clientes estaba Jacob Davis quien a partir de su idea de colocar remaches en puntos estratégicos del pantalón para evitar que los bolsillos se rompieran o en la base de la bragueta se convertiría en su socio.

El 20 de mayo de 1873 Davis y Strauss consiguen la patente  #139121 de la oficina de patentes estadounidenses y nace el jean tal y como lo conocemos el día de hoy. Un poco más tarde los genoveses se encargaron de teñir el denim en un color azul índigo procedente de la India.

Para la segunda Guerra mundial los jeans formaban parte de las provisiones que recibían las tropas aliadas, principalmente para cumplir con el trabajo duro y para los años 50 esta prenda impuso la moda entre los jóvenes.

En la década de los 60, los jeans iban a ser el uniforme de los jóvenes rebeldes que salían a manifestar sobre la importancia de sus ideales, alzar consignas sobre el alto a la guerra y mujeres defendiendo sus derechos. Para la década de los 70 grandes diseñadores como Yves Saint Laurent, Pierre Cardin o Kenzo la incorporaron en pequeñas dosis en sus colecciones.

La década de los 80 fue una época para experimentar por lo que las casas de moda comenzaron a hacer diseños con jeans texturizados y las fábricas introdujeron técnicas de lavado con químicos, se implementaron las aplicaciones doradas, y empezaron a verse los jeans rotos.

Los noventas vieron un periodo de masificación entre movimientos deportivos como los patines y patinetas y nace la tendencia oversize.

Y con ello el denim entró en los 2000, no solo como una prenda resistente y bastante útil, llegó para ser versionada en tamaños y formas. Son una pieza clave del estilo.

¿Cómo te gusta llevarlo a ti?

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!