Por qué amaremos siempre el café, pase lo que pase

Una taza de café puede significar muchas cosas, por ejemplo, una tarde de risas con nuestros mejores amigos en el local de la esquina, un poco de calor reconfortante en las largas noches de trabajo, un beso no dado en las mañanas o un olor que nos evoca a un lugar feliz donde nuestras personas favoritas lo tomaban mientas pensaban. ¿Sabes cómo el café en grano llega a nuestras tazas?

Como ves, el café no solo es una bebida caliente que nos da un chute de energía; son emociones, recuerdos y un estado en sí mismo, así que vamos a contarte otras razones para que sigas amando el café en todas sus presentaciones.

El consumo de café se originó en Etiopia y se extendió entre los musulmanes en 1583, pero llega a occidente gracias a un médico alemán llamado Leonard Rauwolf que vivió una década en Oriente Medio y lo describió así: “Una bebida tan negra como la tinta, útil contra numerosos males, en particular los males de estómago. Sus consumidores lo toman por la mañana, con toda franqueza, en una copa de porcelana que pasa de uno a otro y de la que cada uno toma un vaso lleno. Está formada por agua y el fruto de un arbusto llamado bunnu”.

No todos los cafés son iguales y por ello es que se habla de café de especialidad. Factores como el clima, la altitud o el terreno influyen en el fruto y, por tanto, en la semilla. Además de esto, el proceso de recolección, tostado y preparado también son importantes en el producto final: la taza de café que preparas o que te preparan cada mañana.

café

Como dijimos antes, el café tiene un sinfín de beneficios entre los cuales se encuentran:

  • Antioxidante: contiene flavonoides que actúan como defensa ante posibles enfermedades y ataques de microorganismos; además, retrasa el envejecimiento de las células pero, la cantidad de antioxidante que posea dependerá del tipo de café verde, del tueste y del modo de preparación.
  • Alivia las migrañas: gracias a la cafeína puede potenciar el efecto de algunos analgésicos e incluso aliviar por si solo fuertes dolores de cabeza.
  • Mente sana: la ingesta de café puede reducir las posibilidades de sufrir enfermedades neurodegenerativas, ya que la cafeína tiene un efecto neuroprotector que puede prevenir por ejemplo la aparición del Parkinson; el Alzheimer es un caso en el que la cafeína inhibe la producción de beta almiloide, esto es una proteína que acumula nuestro cerebro y que resulta difícil de metabolizar.
  • Antidepresivo: beber café todos los días disminuye el riesgo de sufrir depresión pues la cafeína libera dopamina y serotonina. Estos transmisores son los encargados de regular el estado de ánimo.
  • Ideal contra la diabetes: la cafeína activa las células del páncreas, estas son las responsables de producir la insulina necesaria en nuestro organismo. Quienes tienen un consumo bajo de café reducen sus posibilidades a un 7% mientras quienes ingieren hasta 4 taza las reducen un 25%.
  • Mejora el aliento: el café inhibe el desarrollo de bacterias en la boca que provocan halitosis siempre y cuando se tome solo de lo contrario puede fermentarse y obtener el efecto contrario.

Y tú, ¿por qué tomas café?

Alexandra Hidalgo
Disfruto del orden que habita en el caos de ahí mi amor por la moda, la fotografía, los libros y mis peleas con lo absurdo.
¡NO sigas este enlace o serás bloqueado en este sitio!