El vestido kimono, una prenda versátil

kimono
kimono

El kimono es una prenda de origen oriental; esta icónica y tradicional vestimenta se ha convertido en un fetiche en la cultura occidental. Nos recuerda al 2016 con la temporada de las China Girls.

El kimono como prenda de elegancia sencilla intrínseca del estilo oriental, fue y es inevitablemente versátil de distintas formas. Así mismo, la paleta cromática puede variar desde tonos suaves a oscuros, pero los tonos vivos son destacados con bordados o estampados al propio estilo y vocación oriental.

El kimono con vaqueros y camiseta

Este vestido lo puedes combinar con pantalones y no es para nada estrafalario, al contrario, es una mezcla osada que funciona para salidas casuales.

Ya sea ligeramente cerrado o totalmente abierto, lo mejor es probar diferentes formas para que el pantalón y la camiseta sean visibles sin que se pierda la silueta del vestido propiamente dicha. Cabe destacar que lo apropiado sería que la camisa sea lo más neutra posible al igual que el calzado.

El kimono con otro vestido

Así como leíste, el vestido junto a otro quedará casi como una chaqueta, sin embargo, seguirá siendo uno. Y es que los kimonos que son más largos podemos utilizarlos perfectamente como única prenda en verano. Conseguirás un look sensual y arrebatador con el que sorprender.

Combinar una tendencia con otra

Los pantalones palazzo han sido tendencias en verano que también queda bien con esta prenda sin importar que el kimono sea largo o corto.

Conviértelo en un vestido

El vestido kimono, a pesar de usarlo como un acompañamiento también puede volverse el protagonista, si lo usas como un sólo vestido.

Y es que los kimonos que son más largos podemos utilizarlos perfectamente como única prenda en verano. Conseguirás un look sensual y arrebatador con el que sorprender.

Hay muchas formas de usar esta prenda, solo es cuestión de usar la imaginación a la hora de crear un look único. Ya sea de noche o de día, esta prenda será versátil debido al diseño de sus estampados y colores.

Nerimar Colmenares
La fotografía es una de las artes visuales que más me gustan desde años, que al igual que la pintura cuentan una historia. El arte en si mismo me fascina porque adoro observar cada trazo o cada detalle que para mí es un gozo total. La fotografía, el cine, el arte, la historia, los viajes y las aventuras son lo que más me gusta en la vida porque puedo observar la belleza del todo.
¡NO sigas este enlace o serás bloqueado en este sitio!