El poder del Black and White

Black and White

 

Audrey Hepburn caminaba por la quinta avenida de Nueva York ataviada en un vestido negro firmado por Givenchy. El contraste del negro impoluto con el blanco brillante de las perlas en su cuello se reflejaba en la icónica vitrina de Tiffany’s. ¿Qué hace a esta combinación de Black and White tan especial e irresistible? El negro de elegancia absoluta que hace que quien lo lleve se vea como un gato elegante e intrépido refugiado en el misterio de la oscuridad, y el blanco su opuesto natural que simboliza la pureza y transparencia  de una paloma en pleno vuelo.

Audrey Hepburn

Juntos son inigualables, no hay dudas en una persona que usa esta combinación, sabe que va bien vestida. Las princesas se decantan por usarla todo el tiempo, las reinas se ven soberbias al lucirla y un caballero es la quinta esencia de la masculinidad cuando la escoge.

Una combinación de Black and White nunca queda mal, nunca te defrauda y es atemporal, quizás por lo básico y etéreo de sus tonos o por el aura de elegancia casi sobrenatural que transmite quien lo usa, que es prácticamente indeleble.

 

Hay algo sobre lo opuestos que son estos colores que los hace tan especiales por separado y un éxito rotundo al estar unidos, puede ser esta misteriosa dualidad la que los convierte en una dupla famosa. Grandes creadores como el káiser de la moda Karl Lagerfeld y Rei Kawakubo son algunos de los muchos diseñadores que se escudan bajo las bondades del blanco y negro.

Karl Lagerfeld

A menudo hablamos de la elegancia como un estado mental, como una especie de estado de gracia en el que se encuentra la persona que es una digna poseedora de esta cualidad que ha sido tan buscada y mal interpretada con el pasar de los años, pero creo sin lugar a dudas que hay algunos colores que la resaltan y la llevan a su máxima expresión, es el caso de nuestros protagonistas de esta edición.

Little black dress” Pensado para la mujer que quiere ser y verse elegante y no pasar horas frente a su closet ante la mirada malvada de la indecisión, fue ideado por la mítica Madame Chanel, una idea transgresora para su época pero aplaudida y celebrada por la mujer moderna que sabe qué le queda bien y qué no. Usarlo en solitario es un must pero acompañado con algún accesorio en tonalidades de blanco como unos pendientes con perlas o, si la mujer que lo usa es muy afortunada, un precioso collar de diamantes, su valor es realzado y amplificado tras la perfecta mezcla de estos elementos que llevan a un magnifico ejemplo de lo que sucede cuando sofisticación y buen gusto se unen en una misma oración.

Dior

Y así mismo, podemos encontrarnos con una serie de prendas que colocadas correctamente y concertadas con atino, son la idea perfecta para definir y establecer un estilo propio basado solo en lo icónico y versátil de una histórica hermandad entre colores opuestos.

María Félix

Aun me es fácil imaginar a la famosísima actriz mexicana María Félix ataviada en negro impoluto, aderezada solo con su fiel compañero, un collar en forma de serpiente cubierto de centellantes diamantes fabricado por Cartier a petición de la doña. Ella se une a la larga lista de celebridades que veneran, usan y promulgan la unión de Black and White, dos antónimos que tras el caos crean belleza a través de los años.

Cartier

Mauricio Cilingg
Editor in chief: @caracasdresscode -@cldesignerj -Fashionblogger. -Journalist. -RRPP -In love with beauty. Sumido en una estela de Chanel N°5
Do NOT follow this link or you will be banned from the site!